¿Hasta cuándo el fantasma del pasado, nos estará afectando?

POR: ALEJANDRO SANTANA

Es penoso descubrir que en cada momento histórico,los dominicanos, revivimos capítulos que debieron haber muerto en nuestras mentes y acciones, pero no es así, aún el fantasma del pasado nos sigue impactando.

Los que nacimos en los años finales a la dictadura de Trujillo, conocimos de primera mano lo férreo de esa época que hasta de manera inconsciente revivimos y proyectamos como épocas de glorias.


Por ejemplo en ciertos momentos, decimos, !Eso no pasaba cuando Trujillo gobernaba!, podíamos dormir en un parque y no había ladrón que nos despojara de nuestras pertenencias.

!Cuando Trujillo, se respetaban las leyes, cuando se encomendaba a un ingeniero hacer una obra, esta se hacia con calidad! Hoy no es así, las tantas escuelas que se han hecho así lo demuestra, no pasa nada y sólo nos queda el lamento,!Si hubiera sido cuando Trujillo, esos ingenieros estuvieran presos,! quizás muertos!.

Salimos de Trujillo y comenzamos a transitar caminos tortuosos, momentos inciertos,llegamos a una guerra civil porque estropeamos un lapso de tiempo en que intentamos construir una democracia que nos hubiera cambiado la vida.

Llegamos a Balaguer y de una forma u otra nos encontramos dentro de situaciones parecidas a las que vivimos cuando Trujillo Gobernaba,elecciones amañadas,desapariciones sin respuestas, inseguridades, temores e incertidumbres, el fantasma del pasado nos afectó nueva vez.

Ese mismo fantasma del pasado nos persigue, nos ha perseguido a lo largo de la vida, de las vidas de nacidos en los años 35, 40 porque somos los que hemos sufrido todas esas calamidades con conocimientos del pasado.

Todo se repite para nuestro mal, en el gobierno del doctor Joaquin Balaguer,las elecciones eran amañadas, se compraban los votos, se hacia uso del recurso del Estado, igual que hoy.

Llegamos a los gobiernos del PRD, pocas cosas cambiaron, uno de sus presidentes se suicidó avergonzado por las maniobras corrupta de sus miembros, en otra oportunidad nuestra economía se fue al suelo, hubo pobladas, se retornó al pasado eligiendo de nuevo al Balaguer del cual habíamos salido.
Luego de esos momentos de tantas incertidumbres, llegamos a un partido que por la forma en que se educó a sus miembros pensamos que nos harían olvidar esos tiempos en que el fantasma del pasado nos hicieron tanto daños.

Pero no es así, pese a que con ellos comenzamos a vivir esquemas diferentes de cuando era Trujillo o era Balaguer, los fraudes electorales nos siguen afectando, las maniobras mafiosas también,los pataleos, las pretensiones de personeros entender que ellos son los predestinados para seguir gobernándonos.

Para nada nos importa que otras figuras deben surgir, hablamos de figuras nuevas con grandes posibilidades,pero igual los de siempre entienden que todo debe jirar en torno a ellos.El fantasma del pasado siempre aparece.

Leonel Fernández con tres periodos, Danilo Medina con dos, un partido con tantos jóvenes,políticos con capacidad, talentos y deseos, pero no es posible porque el fantasma del pasado nos sigue impactando, deben ser ellos y si no es así dañamos el momento.

Pese a los años transcurridos desde los años 35 y 40 , el fantasma del pasado nos sigue afectando, seguimos comprando voluntades, seguimos envueltos en corrupción, en abusos del poder, en los mismos pataleos de los que pierden.

El país nos importa poco, los mismos pataleos personales de Faraones que entienden que si no son ellos no debe ser nadie y ponemos el país al borde de la desgracia colectiva, solo porque nuestra ambición está por encima del destino de todos.

Todas esas manifestaciones, experiencias y frustraciones nos hacen añorar los tiempos en que el fantasma del pasado no hizo una mala jugada, pero que por frustraciones destacamos como épocas de glorias.

Esas frustraciones nos hacen desconocedores de que la vida sigue un agitado curso y que no debemos revivir siempre el fantasma del pasado.

Pero no todo termina ahí, hay otro capitulo que debemos comenzar a vivir y es cuando la Junta Electoral proclame a los que han ganado y que los que están descontentos llamen a las calles a incautos para ponerlos como carne de cañones, reproduciendo así el mismo fantasma del pasado que tanto años nos hace porque no terminamos de matar en nosotros a ese fantasma del pasado

Anuncios

Dejar Comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.